Dominó personalizado

Pocos juegos hay tan míticos como el dominó, un entretenimiento estratégico que ha pasado de generación en generación con el paso de los años y que, a pesar de su antigüedad (se rumorea que fue inventado por los chinos en el año 1100), sigue siendo uno de los mejores y más sencillos juegos de mesa de nuestra cultura. Por ese motivo, queremos rendir un pequeño homenaje a este veterano del ocio con nuestra propia versión (o más con la vuestra) en este dominó personalizado.

domino-1 (1)

El dominó, como todos sabemos, está compuesto por un grupo de 28 fichas, cada una con una composición de puntos diferentes. El objetivo está en ir uniendo diferentes fichas con igual número de puntos hasta quedarnos sin ellas. El juego oficial se practica en grupos de 4 personas y por parejas, sin embargo, las versiones son casi tan infinitas como diseños de dominós existentes: dominós de marfil, con piedras preciosas, con 55 fichas o más, etc.

Nuestro dominó personalizado sigue el diseño del dominó tradicional, es decir, está compuesto por 28 fichas (fabricadas en madera) y, cada ficha, se divide en dos mitades sobre las que irá impresa cada imagen. Con tan sólo 7 fotografías, una para la tapa de la cajita de madera y 6 para las fichas, podremos personalizar el juego (el equipo de producción se encarga  de combinar las imágenes hasta conseguir el juego completo).

Las imágenes con las que podremos adornar nuestro dominó pueden ser múltiples, desde fotografías, hasta diseños minimalistas o incluso palabras. De hecho, podremos optar por una solución que mezcle todas las opciones ya que, no solo tendremos que limitarnos a subir una fotografía, si no que también podremos agregar una palabra (no es recomendable poner mucho texto porque son figuras muy pequeñas) o un color de fondo. A nosotros se nos ocurre personalizarlo con la foto de nuestros familiares y amigos, con personajes de dibujos animados o de nuestra peli favorita o, porqué no, con cuadros famosos ¿os imagináis un dominó con La Gioconda o Las Meninas?

El dominó personalizado es perfecto para regalar a todo tipo de personas, desde mayores que suelen jugar con sus amigos del bar, hasta niños que todavía no conocen el juego, ya que su sencillez lo convierte en un detalle ideal para todo tipo de público. Además, la posibilidad de personalizarlo lo convierte en un regalo divertido incluso para aquellos que no suelen entretenerse con este tipo de juegos.

Artículos Relacionados